La corporación de Carballo aprobará el lunes nuevas bonificaciones fiscales para las empresas con el objetivo de favorecer la actividad empresarial en el municipio, en especial en el polígono de Bértoa. Además del ICIO, el Concello también bonificará hasta el 95% del IBI y del IAE “tanto a empresas de nova creación como ás que se trasladen para o noso concello ou que amplíen as súas instalacións”, según explicó ayer el alcalde, Evencio Ferrero.

Para poder gozar de estas bonificaciones los interesados tendrán que pedirlas previamente en una sola solicitud. De esta manera, además de conseguir una reducción de hasta el 95% en el Impuesto sobre Construcciones, Instalaciones y Obras, las empresas que reúnan los requisitos establecidos estarán exentos durante tres años de pagar el Impuesto de Bienes Inmuebles y el Impuesto de Actividades Económicas en la mismo porcentaje.

Condiciones

Las condiciones que hay que cumplir para poder acceder a las bonificaciones fiscales serán más o menos estrictas dependiendo de la ubicación que tenga la empresa. En este sentido, apuntó el alcalde que para tener estas reducciones fiscales se exigirá menos (en lo que se refiere a inversión y puestos de trabajo a crear) a las empresas que se instalen en el polígono de Bértoa que a aquellas que decidan hacerlo en una gran superficie comercial.

Por tres años las empresas de nueva creación y las que amplíen sus instalaciones podrán tener estas bonificaciones fiscales y pagar menos de IBI e IAE

Esta se debe, explica el regidor, a que “entendemos que unha nova empresa en Bértoa non compite coa estrutura local. Non ocorre o mesmo coas grandes superficies comerciais”. A modo de ejemplo, Ferrero señaló: “Para conseguir catro puntos unha empresa que se instale no polígono ten que facer un investimento de ata 100.000 euros e crear un posto de traballo, mentres que para conseguir eses mesmos catro puntos unha gran superficie tería que investir entre tres e seis millóns de euros e crear entre 51 e 125 postos de traballo”.

De esta manera, y si se cumplen las condiciones, una empresa por implantarse en el municipio o bien ampliar sus instalaciones podrán ahorrarse importantes sumas de dinero en las obras y también en la contribución y el impuesto de actividades por un período de tres años. Cabe recordar que solo durante el 2016 y 2017 el Concello de Carballo bonificó más de 180.000 euros del ICIO a las empresas.

Otro de los asuntos que se tratará en el primer pleno del año es el reconocimiento extrajudicial de crédito para pagar las facturas que se presentaron después del 20 de diciembre. El importe de este primer reconocimiento es de 28.536 euros. Además, también se aprobará una modificación puntual del presupuesto para disponer de la partida necesaria (29.040 euros) para financiar el vuelo que realizará el Instituto de Estudos do Territorio para obtener imágenes aéreas de alta resolución georreferenciadas.