Los proyectos de humanización en el centro de Carballo ha provocado que buena parte de la oferta comercial del casco urbano se concentre en las calles que han sido reurbanizadas, pero también ha supuesto el aumento de las cuantías que piden los propietarios por los alquileres de locales en estas calles del casco urbano.

Solo echando un vistazo a los portales de alquiler y ventas más populares como Fotocasa, El Idealista o Pisos.com, se puede comprobar que los locales en arrendamiento en las calles humanizadas puede llegar a ser tres veces más alto que el de un bajo comercial con características similares pero ubicado en otra zona del casco urbano carballés.

Por ejemplo, por un local de entre 90 y 95 metros cuadrados situado en la calle Valle Inclán el alquiler puede llegar a costar hasta 900 euros mensuales –como dos de los que están ahora mismo disponibles por cierres recientes–, mientras que por otros de igual o más tamaño ubicados en rúas como la Vicente Risco o en la Avenida de Bergantiños, el precio mensual no pasa de los 300 euros.

Difícil ocupación

Es cierto que la Valle Inclán es una de las rúas del centro de Carballo que ha sufrido una mayor transformación y que desde las obras de humanización es una de las más demandadas por los emprendedores para establecer sus comercios. Sin embargo, también es cierto que el elevado precio de los alquileres de locales (en algún local se llega a pedir hasta los 1.200 euros mensuales) también está dificultando el mantenimiento o la ocupación de los negocios.

Prueba de ello es que alguno de los locales del vial llevan más de tres años vacíos, mientras que otros comercios han cerrado o están en vías de hacerlo tras menos de dos años de andadura. Pero si una calle destaca por el elevado precio de los locales comerciales es la Coruña. En esta rúa, que es completamente peatonal desde hace varios años, un local de apenas 25 metros cuadrados puede llegar a costar hasta 550 euros al mes, es decir, 27 euros el metro cuadrado.

Un bajo comercial en la Valle Inclán alcanza en la actualidad hasta los 900 euros mensuales, tres veces más lo que cuestan los alquileres de locales en otras zonas del casco urbano

Esto supone que alquilar un bajo comercial de unos cien metros cuadrados en esta céntrica calle representa para los emprendedores un gasto de unos 2.200 euros al mes, casi lo mismo que lo que cuesta un alquiler en la calle San Andrés coruñesa. En cambio, a pocos metros de distancia, pero ya en la Gran Vía, otro local de 25 metros cuadrados el alquiler cuesta 200 euros menos.

Plaza de Galicia

Después de las calles peatonales o semipeatonales, la Plaza de Galicia es la segunda zonas en donde más elevado es el precio de los alquileres de los locales comerciales de Carballo. Hasta 4.000 euros al mes llegan a pedir por un local que precisa de reforma de 373 metros cuadrados y otros 1.800 euros por otro más pequeño.

El precio más bajo en la Plaza de Galicia del alquiler comercial es de 950 euros. Un poco más bajos son los alquileres en la calle Fomento (800 euros) o en la Camiño Novo (700 euros).