La habilitación del aparcamiento para vehículos pesados del polígono industrial de Bértoa se demorará más de lo deseado. Esto se debe a la que la asociación de propietarios de la primera fase deberá recuperar la subvención de  ocho mil euros concedida por la Consellería de Industria y que se perdió al no ponerse en marcha a tiempo los trabajos para ejecutar el párking de camiones.

Según explicó el secretario de la asociación As Eiroas, Juan Fernández, la razón de que no se realizara la obra este verano es que los terrenos no estaban disponibles. Y es que este aparcamiento se ubicará en la parcela que ocupa el circuito de radio control, que no ha terminado de desmantelarse a pasar de que los trabajos se pusieron en marcha a principios del mes junio.

Como es lógico, al tratarse de causas no imputable a la asociación, Fernández cree que no habrá problemas a la hora de rescatar la subvención de Industria, pero todo el trámite para conseguirlo impide tener una estimación de cuándo podrá acondicionarse el terreno para hacer realidad el párking de camiones, que es una de las necesidades prioritarias del polígono carballés.

La comunidad de propietarios perdió la subvención de la Xunta al no estar disponibles los terrenos afectados por el párking de camiones

En el proyecto se prevé habilitar medio centenar de plazas para camiones, de larga y corta estancia. Una vez que se desmantele por completo la pista –que deberá ser inminente en vista de que en breve comenzarán las obras que realizará el Concello en la zona verde– y si se recuperan los ocho mil euros de la Xunta, los trabajos no deberían durar mucho.

A diferencia de los otros proyectos previstos en la primera fase del parque empresarial, éste en concreto lo contratarán directamente los empresarios –es decir, no tendrá que pasar por todo el proceso de licitación pública– y solo consistirá en el movimiento de tierra, la explanación y posterior asfaltado.

A la espera del asfaltado

Los empresarios del polígono carballés también están a la espera de que comience el demandado asfaltado de las calles del parque. El procedimiento de adjudicación está en marcha. A principios de mes se abrieron las plicas con las ofertas técnicas, que están en evaluación, pero todavía no hay fecha para la apertura de los sobres con las ofertas económicas.

Estos trabajos serán financiados en un 80% con fondos provinciales, mientras que el resto de los 164.793 euros que costarán las obras los aportará el Concello de Carballo. El proyecto consistirá en la reparación y posterior pavimentación de las calles Cobre, Bronce, Lousa, Titanio –en la que se construirán aceras en un tramo de 26 metros–, Ferro y Estaño, con una superficie de actuación de más de tres kilómetros.

De todas estas obras, por el momento solo se pondrán en marcha las del acondicionamiento de la zona verde, con la que se crearán 78 plazas de aparcamiento, cuatro de ellas para camiones.

Solicitan que se limpie la maleza que rodea al parque 

La comunidad de propietarios de la primera fase del polígono de Bértoa ha solicitado al Concello que se realicen labores de limpieza en la maleza que rodea al parque para cumplir con la ley de prevención de incendios forestales. Además, solicitaron que se coloquen puntos de luz. A mayores, los propietarios siguen esperando por la cesión del local social por parte del Concello. En este sentido, cabe recordar que la asociación As Eiroas solicitó al gobierno la cesión del edificio de la antigua oficina de Promoción Económica. Al respecto, queda justificar el interés social, firmar el convenio y realizar una reforma