Las condiciones climatológicas han demorado casi cuatro meses la finalización de las obras del campo de fútbol de O Carral, en Sofán. Según el contrato, las obras tenían que estar finalizadas el 28 de diciembre pero este invierno especialmente pasado por agua –y en la misma línea van las primeras semanas de primavera– han impedido finalizar los trabajos obligando el Concello de Carballo a prorrogar el plazo hasta en dos ocasiones.

Aunque la alfombra artificial del césped ya está extendida en el terreno de juego –de hecho esta semana también se colocaron las marcas del campo de fútbol 11 en color blanco y las de los dos campos de fútbol 7 transversales en color azul–, hace falta afirmarla; es decir, colocar la arena y el caucho para que se adhiera al terreno.

Para realizar este procedimiento se necesita por lo menos una semana sin lluvia, indicó el alcalde, Evencio Ferrero, para que la superficie esté completamente seca, lastrarla y que el caucho y la arena puedan secar sin que se apelmace. La próxima semana podría ser la oportunidad ya que a partir del lunes se prevé varios días soleados y con buenas temperaturas.

Vestuarios

La obra civil para ampliar los vestuarios ya está ya muy avanzada, según indicó el alcalde. En este caso, se construyeron dos nuevos vestuarios para equipos y uno para entrenadores, arbitros (también será femenino) y un pequeño almacén. Así las cosas solo se precisarían esos días sin lluvia para que el Sofán vuelva a jugar en su campo.

Ferrero también señaló que como el retraso de la obra se debe a causas ajenas a la empresa, por lo que los plazos previstos en el contrato (tres meses) no se computa la demora.

Estas nuevas instalaciones serán, además, eficientes energéticamente ya que la calefacción se suministrará mediante paneles solares y caldera de biomasa (de pellest) que estarán en un nuevo almacén proyectado.