Casas Cube, la empresa de fabricación de viviendas modulares, ya tiene vía libre para ampliar sus instalaciones en el polígono de Bértoa. Ayer, la junta de gobierno aprobó, fuera del orden del día, la licencia de obra para realizar esta ampliación en la que la empresa invertirá 1,2 millones de euros.

En la actualidad la empresa tiene en el parque industrial carballés una nave de más 10.179 metros cuadrados que ampliará en otros 5.600 metros cuadrados en volumen anexo, según explicaron ayer fuentes municipales. Esto quiere decir que la ampliación prevista se intentará integrar en el conjunto ya construido con el objetivo de que, a simple vista, formen una única edificación. Para ello se realizará con los mismos acabados que la existente y de la misma altura para así darle continuidad.

Así, el edificio, en su totalidad, tendría 15.779 metros cuadrados. Esta nueva nave que se construirá en breve se destinará a los trabajos de producción, según expone la memoria del proyecto.

Trámites superados

El proyecto de ampliación lleva sobre la mesa al menos un año. Sin embargo, para conseguir la licencia la empresa tuvo que superar una serie de trámites, como aprobar un estudio detalle previsto en el plan sectorial del polígono –el visto bueno definitivo se dio en el pleno del mes pasado– que tuvo como finalidad ordenar los volúmenes, completar o reajustar las rasantes y concretar las condiciones de composición de la edificación que se construirá en la gran parcela de la calle Madeira del parque empresarial.

La junta de gobierno de Carballo dio ayer vía libre al permiso de obra para construir la nave de 5.600 metros cuadrados que se anexará a las actuales instalaciones de más de 10.000 metros cuadrados que tiene Casas Cube en el polígono de Bértoa

La parcela que alberga las instalaciones de Casas Cube en el polígono carballés es una de las más grandes del parque: suma en total 41.982 metros cuadrados, a los que se puede acceder desde la calle Madeira – a través de tres accesos que son generalmente utilizados para la entrada y salida de trabajadores, materia prima, producto elaborado y clientes– y de la calle Cinc, que es un vial de servicio que se utilizará ocasionalmente. Cabe recordar, además, que la empresa consiguió hace un año una bonificación del 95% del ICIO.

Producción

En sus actuales instalaciones Casas Cube tiene una capacidad de producción “de unas 20 casas modulares al mes o lo que es lo mismo, de su nave podrían salir aproximadamente 500 metros cuadrados de construcción prefabricada cada semana”, informan en su página web corporativa.

Todas las fases de la construcción se realizan en la nave carballesa “de modo que conviven casas en diferentes fases de producción, desde la estructura metálica hasta el revestimiento exterior”. De todo esto se encargan “más de 100 técnicos y operarios especialistas”; a los que se añaden los responsables de los acabados.

Otras dos licencias aprobadas y dos ayudas Carballo Activa

Además de la licencia de obra de la nueva nave de Casas Cube, el gobierno carballés aprobó otras dos licencias para la ejecución de naves en el polígono de Bértoa. Una de ellas es para la construcción de un almacén para una empresa instaladora y la otra para una envasadora de legumbres, que modifica otro proyecto presentado y aprobado con anterioridad. Por otro lado, también fueron aprobadas dos solicitudes presentadas por la empresa Hydracorte dentro del programa Carballo Activa por la contratación de dos trabajadores formados en el centro municipal del Fórum.