En el primer semestre del año los índices de delincuencia en Carballo han sufrido un ligero repunte respecto al mismo período de 2017. Según los últimos datos publicados por el Ministerio del Interior, entre enero y junio los delitos cometidos en el municipio carballés aumentaron un 6%, y en algunos tipos concretos de delitos, como los robos con fuerza en domicilio, el incremento se dispara hasta el 23,5 por ciento.

En los seis primeros meses del año se cometieron en Carballo un total de 493 infracciones penales, en su mayor parte hurtos (123), que crecieron casi un 11% con respecto a los datos de hace un año. A estos hurtos se suman las ocho sustracciones de vehículos, los nueve robos con fuerza en establecimientos y otras instalaciones y un solo delito de tráfico de drogas. Sobre este repunte de la criminalidad se habló ayer en la junta local de Seguridad, a la que asistió la subdelegada del Gobierno Pilar López-Rioboo.

Circunstancias concretas

La conclusión es que este incremento de la criminalidad en el municipio se debe a dos circunstancias concretas. Una es que durante el verano se han producido más robos en vehículos en las playas, y la otra es el aumento de los delitos de tipo cibernético.

Con respecto a lo primero, desde la Subdelegación del Gobierno informan que la problemática ya está paliada porque se han podido identificar y detener a los presuntos responsables.

En cuanto a los ciberdelitos –cometidos a través de internet, las redes sociales y las nuevas tecnologías–, es una circunstancia que está afectando, según explica la Subdelegación, a las grandes ciudades y núcleos urbanos medios, que es el caso de Carballo.

Si bien los hurtos y robos con fuerza son los que más aumentan los índices de delincuencia en Carballo, en el primer semestre lo que más aumentó fueron los delitos relacionados con agresiones sexuales o contra la libertad e indemnidad sexual

“Desde las fuerzas de seguridad se ha intensificado el control en este sentido a la vez que se traslada a la ciudadanía la conveniencia de extremar las medidas de precaución en el uso de las redes sociales y nuevas tecnologías”, aclaran fuentes del gobierno en un comunicado

Delitos sexuales

Si bien los hurtos y robos con fuerza son los delitos más cometidos en Carballo, en el primer semestre lo que más aumentó fueron los delitos relacionados con agresiones sexuales o contra la libertad e indemnidad sexual.

Y es que en el primer semestre de 2018 se tiene contabilizado en Carballo un caso de agresión sexual con penetración y cinco delitos contra la indemnidad y libertad sexual y otros cuatro casos de delitos similares, lo que representa subidas de entre el 33 y el 66 por ciento.

En este sentido, una de las decisiones centrales de la junta de Seguridad de ayer fue reactivar la mesa de coordinación institucional sobre violencia de género que se constituyó en 2011 y retomar el proceso de integración de la Policía Local en el sistema Viogen.

Desde la Subdelegación matizan que en la actualidad no hay ningún caso grave de violencia de género que pueda ser considerado de riesgo alto o extremo en Carballo, pero es conveniente que las fuerzas de seguridad presentes en la localidad estén vigilantes sobre la problemática.