El Concello de Carballo completará hoy el proceso de formación de los consellos parroquiais. Vilela es la parroquia con la que el gobierno municipal espera hacer pleno en la constitución de estos organismos de participación ciudadana, y para ello se reunirá esta noche a las 20.30 horas en la escuela con los vecinos de la parroquia.

De constituirse este último consello parroquial el proceso iniciado a mediados de año podría considerarse todo un éxito, sobre todo teniendo en cuenta que en la primera fase, la del grupo impulsor, hubo cuatro parroquias sin representación vecinal.

Esta misma semana quedó constituido el consello de Bértoa, en una reunión en la que participaron cerca de medio centenar de personas de las cuales, una veintena formarán parte del organismo.

Hoy se constituirá en Vilela el último de estos consellos parroquiais

“Xa temos 16 consellos e esperamos que mañá (por hoy) os teñamos en todas as parroquias”, comentaba ayer el alcalde, Evencio Ferrero, que ha sido el encargado de presidir todas y cada una de las reunieron vecinales en las parroquias. Pero lo que más destaca el regidor es que son más de 300 las personas que están participando en los consellos.

Asimismo, Ferrero asegura que las expectativas con las que empezó el proceso de constitución están ampliamente cumplidas y superadas. “Non pensábamos que nesta primeira oleada seríamos capaces de facer pleno, pero afortunadamente só falta Vilela”, indicaba.

Una vez constituidos todos los consellos parroquiais, seguirá la última fase.
Las primeras reunieron están programadas ya para marzo, si bien ya los vecinos de las parroquias en las que están formados estos consejos han iniciado las reunieron de trabajo.


Proceso de formación

Para hacer realidad la puesta en marcha de los consellos parroquiais hubo un proceso de formación previo que estuvo orientado a adquirir de manera práctica conocimientos y habilidades para gestionar las reuniones, pues se entiende que estos organismos serán fundamentalmente espacios donde tratar deliberadamente problemáticas, demandas o propuestas para las parroquias.

La primera sesión formativa que llevaron a cabo técnicos de la empresa Deloga consistió en aprender cómo hacer una convocatoria y la elaboración de la orden del día de una reunión donde se fijen con claridad los asuntos a debate. Por la intervención de los mismos vecinos se pudieron detectar las debilidades en la participación en las parroquias, como la falta de planificación de las reuniones, no atender a los objetivos marcados y desviarse de los temas, la falta de confianza, las confrontaciones personales, la toma de acuerdos frágiles o actitudes acaparadoras que condicionan al resto de participantes. En la segunda sesión los técnicos dieron los claves sobre llevar adelante una reunión y en la tercera se abordó la toma de decisiones. En este último caso, en la sesión participativa se realizó una propuesta de consenso de los vecinos sobre la modificación del capítulo que reglamento que recoge los consellos.